Postal
enero2011

 
     Intención Vocacional Enero 2011

    Que los jóvenes católicos guiados por Jesucristo transformen nuestro mundo en familia de Dios siempre unida y universal.
 
       Palabras de Benedicto XVI


    
En efecto, hay una fuerte corriente de pensamiento laicista que quiere apartar a Dios de la vida de las personas y la sociedad, planteando e intentando crear un “paraíso” sin Él. Pero la experiencia enseña que el mundo sin Dios se convierte en un “infierno”, donde prevalece el egoísmo, las divisiones en las familias, el odio entre las personas y los pueblos, la falta de amor, alegría y esperanza. En cambio, cuando las personas y los pueblos acogen la presencia de Dios, le adoran en verdad y escuchan su voz, se construye concretamente la civilización del amor, donde cada uno es respetado en su dignidad y crece la comunión, con los frutos que esto conlleva.

                                                                Carta para la Jornada Mundial de Jóvenes en Madrid-2011.