Febrero 2008

        Muchas comunidades en la Iglesia no tienen sacerdote.

                Promueve, Señor, suficientes sacerdotes decididos a servir a las comunidades más pobres.