Febrero 2020




PRUEBA DAKAR Y FERNANDO ALONSO

El piloto español de Toyota Fernando Alonso utiliza su móvil
tras su accidente al inicio de la etapa del Dakar,
entre Haradh y Shubaytah (Arabia Saudita). Franck Fife AFP, 15/01/20

   Fernando Alonso no se está quieto. Prueba una y otra carrera, lo mismo de velocidad, resistencia o condiciones duras. Este año se estrenó en el Dakar por Arabia Saudí.

   Pero la imagen no nos lo muestra como un campeón en el podio sino como un perdedor sentado en la arena. Tuvo un accidente el primer día y ahí está entre las dunas con el móvil que brilla entre sus manos.

   Pero la imagen me atrajo profundamente. Aparte Fernando Alonnso, muchos a lo largo del camino, en soledad, por el suelo, incluidos los triunfadores (atención a las pseudo- psicologías del éxito), se tienen que sentar junto a su fracaso porque reconocen su impotencia o que ese camino no conduce a la meta. El móvil es un signo de la petición de ayuda. Y eso, es bueno. Recuerdo aquel mensaje del profesor de pedagogía: NO ESTAMOS AQUÍ PARA EL ÉXITO, SINO PARA EL ESFUERZO. Y hay que intentarlo otra vez, mejorando lo presente, reparando los fallos y rehaciendo las motivaciones más hondas que son las que nos mantienen de pie en el camino de la vida.


   Vocación a la reflexión después del fracaso. Todo fracaso nos indica una misión: dar tiempo al pensamiento y salir del círculo cerrado del activismo. Rescatar todo el buen ánimo que tenemos dentro para perseguir metas.

Septiembre
Octubre
Noviembre
Diciembre

De la realidad de lo que nos rodea, vienen las llamadas de Dios.
Son unos estupendos intermediarios porque de pronto me comprometen en una necesidad, pero luego me van transformando en lo mejor de mi mismo y, por fin, se van haciendo trasparentes hasta el punto que descubrimos de donde viene la voz que habíamos escuchado.
Las fotos nos acercan a la realidad y de ahí hay un paso a entender que me llaman a algo más que a mirar y observar la realidad.
      Aquí tenéis
FOTOVOC, la llamada que me viene de la fotografía. Cada mes nos encontraremos con una fotografía del mes precedente de algo que ha ocurrido. Quizá acontecimientos sobresalientes, las más de las veces pequeñas cosas apenas percibidas por los que vemos el telediario. Os deseo que encontréis la LLAMADA y os pongáis en camino.